Energia

¿Su vivienda tiene más de 30 años?

No se preocupes porque más de la mitad de las viviendas en España también, sin embargo, la rehabilitación en España se sitúa 15 puntos por debajo de la media europea.

Esto se traduce en que el CONSUMO DE ENERGÍA final en el sector residencial es del 24%, situándose como el segundo más importante por detrás del sector transporte.  A su vez también en facturas de elevado coste para el propietario.

Son causantes de estos perjudiciales resultados todos los agentes involucrados en la construcción: arquitectos, aparejadores, constructores… Pero también son responsables los propietarios de los edificios.

¿Qué puede hacer el propietario? Es tan sencillo como complementar las mejoras en sus proyectos de rehabilitación.

En ECOPIME le ayudaremos a responder todas las preguntas que pueda tener.

La rehabilitación energética en los edificios es un objetivo, estimular la transformación para reformar y convertir las VIVIENDAS DE CONSUMO DE ENERGÍA CASI NULO, nombradas nZEB.

Reducir las necesidades energéticas al mínimo, sin disminuir el confort, y además generar energía mediante fuentes renovables,consiguiendo así un CERTIFICADO DE EFICIENCIA ENERGÉTICA A.

El 9% de la demanda energética en un edificio depende de la iluminación, se puede afinar que cambiando las bombillas convencionales por luminarias LED, se reducen el gasto al 1%.

Si comparamos, el 42% es el pago en climatización. Es un consumo muy elevado, casi la mitad en climatización de calefacción y refrigeración.

Nunca es tarde para conseguir un ahorro de consumo. El momento de una renovación, una rehabilitación, una pequeña reparación, es el momento idóneo para realizar una inversión con retorno económico garantizado.

La realización de un proyecto en ECOPIME asegura cumplir con el requisito básico de ahorro de energía que impone el Código Técnico de la Edificación. Una ITE (Inspección Técnica de los Edificios), representa una gran oportunidad para que los usuarios sean conscientes del estado de su edificio, y de cómo poder mejorar la sostenibilidad, la eficiencia energética, la funcionalidad y las condiciones de accesibilidad del edificio de forma planificada.

Hay que ser consientes que una REHABILITACIÓN ENERGÉTICA, puede suponer una inversión elevada. Por ese motivo es importante realizar un estudio de viabilidad económica y contemplar el ahorro de energía gracias a las mejoras realizadas, el ahorro económico que esto supone, la diferencia con la inversión inicial realizada, el mantenimiento y vida útil de las nuevas instalaciones, entre otras variables importantes.

El asesoramiento de un técnico especializado, garantiza mostrar las mejores opciones a la hora de  escoger medidas pasivas o activas. Instalar un simple toldo, aislar una fachada, substituir las ventanas, o renovar una caldera, son soluciones de REHABILITACIÓN ENERGÉTICA que contribuirán a disminuir el coste económico a cada propietario y aumentaran la sostenibilidad de nuestro entorno.

Compartir